Educar con amor como camino a la inclusión

Por: Agustín Biasotti

Foto: Fundación Nosotros

 

Fundacion nosotros

 

Con más de 30 años de trabajo ininterrumpido y tres centros en funcionamiento, la Fundación Nosotros asiste a personas con discapacidad intelectual

La historia de la Fundación Nosotros corre entrelazada con la de la familia Murall, de Acassuso. Comienza allá por 1981, cuando Blanca Murall asistía como voluntaria al Cotolengo de Don Orione Santa Rosa. Ahí conoció a Javier, un chico de 6 años, con síndrome de Down, que había sido abandonado por su madre. Blanca y su marido, Roberto, tenían ya cinco hijos, de entre 13 y 23 años en esos años, pero decidieron agrandar la familia y adoptar a Javier.

Con el paso de los años, adoptaron más chicos con síndrome de Down o retraso cognitivo, hasta que un día
–más precisamente el 3 de julio de 1985– decidieron extender esa voluntad de ayuda puertas afuera de su casa. Crearon entonces la Fundación Nosotros, que en la actualidad y después de tres décadas de trabajo ininterrumpido cuenta con tres centros de día (en San Isidro, Tigre y Escobar) que asisten a más de 400 chicos, y que tienen como objetivo dar herramientas a las personas con discapacidad que les permitan una mejor calidad de vida.

«Nuestra filosofía se fundamenta en la educación con amor y criterio de la persona con discapacidad, educación que comprende desde el sencillo acto de sentarse a la mesa familiar, hasta el desarrollo de cualquier actividad que forme a la persona como tal, como individuo único y particular con capacidades propias. Comprender y ver la discapacidad como oportunidad de concientizar que en la diversidad se encuentra la riqueza», explicó Blanca Murall, y contó algunos de los proyectos en curso en su fundación.
«Tenemos varios proyectos en marcha. Uno de ellos es Enraizando, que se encuentra en su segunda etapa en nuestra sede Molinos de Viento en la Ciudad de Belén de Escobar, dónde ya está funcionando un Centro de Día para jóvenes y adultos. Enraizar tiene que ver en primer lugar con echar raíces, establecerse en un lugar, afincarse.

Nuestro centro de inclusión comunitaria busca implementar un espacio cuidadosamente soñado y diseñado de forma amable para todos, destinado a actividades deportivas, culturales, terapéuticas y recreativas, de rehabilitación y habilitación relacionando la naturaleza y el medio ambiente, proporcionando un entorno de bienestar», concluyó Blanca. •

 

CÓMO AYUDAR

La Fundación Nosotros tiene hoy dos necesidades puntuales que surgen de la dinámica diaria de actividades: resmas A4 y artículos de cocina (vajilla y ollas, sartenes y fuentes de gran tamaño). Quienes quieran colaborar, pueden comunicarse al (011) 4747-1106/1814, o por mail a arearecursos@fundacionnosotros.org.ar

Sumate a nuestra comunidad!

Suscribite a Diagnóstico Maipú

 

Tus datos están en buenas manos.

¿Estás buscando algo en especial?

Maquetado: Super Diseño Web